Máscara de protección infantil: claves y consejos

 In Contagios, Mascarillas virus, Sin categoría

La respiración es algo vital, como todos sabemos. Nuestra forma de respirar afecta a nuestra forma de digerir los alimentos, a nuestra forma de pensar y responder ante las situaciones, y a la capacidad de nuestro organismo para adaptarse a los cambios o combatir amenazas. En el caso de los niños esto es especialmente importante, ya que los buenos o malos habitos respiratorios, así como la calidad del aire que respiren marcará una gran diferencia en su desarrollo físico y mental. 

Por ello es esencial que en caso de necesitar usar una máscara de protección infantil para nuestros hijos o hijas, nos aseguremos que dicha mascarilla tiene no únicamente buena capacidad de filtrado de sustancias, partículas o agentes indeseables sino la mayor permeabilidad del aire puro posible. 

¿Qué es importante en una máscara de protección infantil?

Si vamos a comprar una máscara de protección infantil es importante que tengamos en cuenta algunos factores importantes:

  1. Certificación: 

Existen distintos tipos de certificación, y esta suele estar grabada en la propia máscara infantil. Estos son los reconocidos por la unión europea:

  • Certificado UNE 0065 (garantiza un mínimo del 90% de filtración de bacterias).
  • Certificado UNE 0064 (garantiza un mínimo del 95% de filtración de bacterias).
  • Certificados alternativos a la normativa UNE que han realizado otras pruebas de calidad.
  1. Tamaño:

Al ser mascarillas de protección infantil, es esencial que estén confeccionadas en un tallaje adecuado para adaptarse perfectamente al rostro de los niños o niñas. De nada sirve una gran capacidad de filtrado si el aire y sus partículas adheridas pueden entrar por otros recobecos. Lo que nos lleva al siguiente punto.

  1. Diseño 3D:

Precisamente por lo citado en el anterior punto, es muy recomendable que las mascaras de protección infantil posean un diseño tridimensional que se adapte perfectamente a la forma de la cara evitando pliegues que impiden un adecuado sellado.

  1. Capacidad de filtrado:

No todas las mascarillas tienen la misma capacidad para filtrar las partículas que puedan resultar nocivas. En este sentido el comprar mascarillas homologadas nos da ciertas garantías.

  1. Respirabilidad del aire sano:

Como decíamos al principio del artículo, la adecuada oxigenación del organismo es esencial para que todas nuestras células puedan realizar adecuadamente sus funciones y nuestro organismo esté sano, por ello es esencial que nuestra mascarilla tenga la mayor capacidad posible para dejar pasar el aire limpio cuando se lleva puesta, así como evitar el esfuerzo respiratorio, que nos alerta de que está faltando suficiente aire.

También es recomendable ayudarles a realizar ejercicios de respiración profunda en los momentos en que no la lleven puesta para ayudar al organismo a compensar el déficit de oxígeno que el uso de la mascarilla pueda ocasionar.

Recent Posts

Dejar un comentario

0