En este post te vamos a explicar brevemente cuales son los principales alérgenos que se encuentran en la vida cotidiana. Es verdad que podemos encontrar cientos o miles de agentes alergénicos, y dependerá de cada persona…pero en general, estos que te exponemos afectan a más del 90% de los alérgicos

LOS PÓLENES

No es correcto decir que todos los pólenes son alergénicos. Los pólenes que suelen  provocar las  alergias respiratorias son, principalmente, de árboles como el olivo, ciprés y plátano; también de gramíneas cultivadas como el trigo, centeno, arroz, maíz, cebada, avena y de arbustos y malezas que reciben diferentes nombres según la zona.

 la solución para la alergia

LOS ÁCAROS

Los ácaros del polvo doméstico

Los ácaros son la primera causa de alergia respiratoria en el mundo. Los ácaros del polvo doméstico (Dermatophagoides pteronyssinus y Dermatophagoides farinae) son los más alergénicos y también los más frecuentes en Europa. Los ácaros se alimentan de las escamas de la piel y se propagan en condiciones determinadas: 60-80% de humedad relativa y temperatura superior a los 20ºC.

Los ácaros son alérgenos perennes, por lo tanto  están presentes todo el año.

El colchón y la almohada son los lugares ideales para que los ácaros se reproduzcan, pero éstos se hallan, sobre todo, en las moquetas, alfombras, cortinas, almohadones, sofás y peluches.

Los alérgenos de los ácaros se hallan concretamente en sus excrementos y en los cadáveres de los propios ácaros. El riesgo de alergia a los ácaros es proporcional a la tasa de ácaros que hay en el entorno doméstico. Por ello, cuanta más alta es la tasa de ácaros domésticos antes aparece el asma alérgica. Por el contrario, aquellas personas que viven en zonas de montaña presentan menor sensibilidad a los ácaros y menor frecuencia de asma ya que es un ambiente poco favorable para el desarrollo de este alérgeno. (1)

alergia a los ácaros

Los ácaros de almacenamiento

En el diagnóstico alergológico es importante tener en cuenta la posible sensibilización a los denominados ácaros de almacenamiento. Estos ácaros han sido considerados durante mucho tiempo como algo característico de las zonas rurales y agrícolas, provocando alergias ocupacionales en los agricultores. Sin embargo, estudios recientes han demostrado que las poblaciones urbanas, y en particular las situadas en zonas húmedas, pueden estar sensibilizadas a estos ácaros(2). Éstos se han hallado también en la ropa de cama, como ocurre con los ácaros del polvo doméstico. Los ácaros de almacenamiento también proliferan en ambientes con humedad elevada ya que el moho se constituye como su fuente nutritiva.

LOS EPITELIOS o CASPA ANIMAL

La alergia a los gatos, perros y a los animales domésticos en general ha ido en aumento como consecuencia del incremento de mascotas en el hogar durante los últimos veinte años(3). Los perros, y sobre todo los gatos, son los principales responsables de las alergias aunque los caballos también son una fuente importante de alérgenos.

Los pequeños roedores (como los hámsteres, los conejos, los ratones, etc.), que se hallan con frecuencia en las habitaciones infantiles o en las aulas escolares, pueden provocar manifestaciones alérgicas. En cuanto a la alergia a los gatos: los alérgenos de los gatos se encuentran principalmente en la piel, la saliva, la orina y el pelo, y se caracterizan por ser fácilmente transportados por vía aérea en forma de partículas muy pequeñas(4). Estas partículas pueden permanecer en una habitación a pesar de que el animal no haya estado en ella desde hace varios meses. En este sentido, un estudio ha demostrado recientemente el riesgo de sensibilización y el empeoramiento del asma en niños que han estado expuestos de manera indirecta a los alérgenos de gato(5).

LOS INSECTOS (Si como lo oyes…lo insectos también dan alergia)

Algunas alergias respiratorias pueden darse por la inhalación de residuos de insectos: las cucarachas, en particular, pueden producir alergia respiratoria. Este tipo de alergia está especialmente extendida(6) y puede llegar a provocar asma grave. Las abejas, las avispas o los abejorros son insectos himenópteros cuyo veneno puede provocar reacciones alérgicas que pueden llegar a ser muy graves.

LOS MOHOS

Los hongos o mohos ambientales que dan alergia liberan unas partículas llamadas esporas que por su escasa dimensión (de 3 a 10 µm) favorece que floten en el aire y sean respiradas. Cuando estas esporas se liberan de forma masiva en la atmósfera, los mohos pueden provocar verdaderas epidemias de asma de tipo alérgico y desencadenar alergias respiratorias.

Los mohos provocan, por igual, alergias estacionales y perennes como la rinitis, la conjuntivitis y el asma. Las familias más frecuentes son: Alternaria, un moho de interior y de exterior(7), Penicillium y Cladosporium, predominantes en el interior de las viviendas y Aspergillus.

EL LÁTEX

El látex se utiliza a nivel industrial y es uno de los componentes de multitud de objetos cotidianos y de uso profesional: guantes médicos y quirúrgicos, juntas de jeringas, tubos de perfusión, guantes de limpieza, balones, tetinas, suelas de zapatos, preservativos, etc.

La alergia al látex se manifiesta casi siempre con urticaria, aunque también con rinitis, conjuntivitis y asma (debido a la inhalación de partículas de látex). A veces, pueden darse reacciones muy graves, como el choque anafiláctico (reacción intensa en todo el cuerpo), tras estar en contacto con este material. Esta misma reacción alérgica puede darse al comer algunos alimentos que presentan alérgenos parecidos al látex como pueden ser el kiwi, el aguacate, la castaña y el plátano.

FACTORES QUE PUEDEN AGRAVAR LA ALERGIA RESPIRATORIA (Polución)

La contaminación urbana y la del interior del hogar pueden empeorar la rinitis y el asma. La contaminación urbana, causada por los automóviles, sobre todo, aumenta el dióxido de nitrógeno (NO2), el dióxido de azufre (SO2) y el ozono, que son los principales contaminantes atmosféricos que pueden agravar la alergia respiratoria(8).

También puede hacer contaminación en el interior del hogar por gases y aerosoles contaminantes, humo de tabaco y por formaldehidos (presente en materiales industriales) que pueden empeorar la alergia respiratoria.

 

FUENTE:
[1] Charpin D. et al. Rev Prat (paris) 1996 ; 46 : 942-8?[2] Olsson S. et al. Clin Exp Allergy. 2000 ; 30(7) : 912-9?[3] De Blay F. et al. Rev Mal Respi 2000; 017: 167-177?[4] De Blay F. et al. Rev Fr Allergol, 1998; 38: 839-841?[5] Almqvist C. et al. Am J Respir Crit Care Med 2001; 163: 695-8.?[6] De Blay F. et al. J Allergy Clin Immunol 1997; 99: 107-12.?[7] Halonen M. et al. Am J Crit Care med 1997; 155: 359-63.?[8] ARIA. J Allergy Clin Immunol. 2001; 108 (5 Suppl): S147-334.

Filtros Nosk España, SL

www.filtrosnosk.com

Publicaciones Recomendadas
Comments
    pingbacks / trackbacks
    • […] etc) y el cuerpo como mecanismo de defensa produce unos anticuerpos llamados (IgE). Los alérgicos (recordemos que un alérgico puede estar sensibilizado a más de un polen o alérgeno) producen una sustancia llamada histamina que provoca en el cuerpo reacciones como los estornudos, […]

    Dejar un comentario